Calidad de vida junto a Tu Mayor Amigo

Calidad de vida junto a Tu Mayor Amigo

El aumento en la esperanza de vida es una realidad, por lo que cualquier persona desea estar bien la mayor cantidad de años posibles, es aquí donde se enmarca el concepto de calidad de vida, se trata de un concepto amplio en que se introducen una gran cantidad de factores, pero que podrían resumirse en contar con unas buenas condiciones físicas y psicológicas.

Para la mayoría de las personas mayores, contar con una buena calidad de vida implica tener una buena salud, tanto mental como física, poder desarrollar actividades diarias y mantener independencia en el hogar, tener buenas relaciones sociales con la familia y  amigos, y en el caso de padecer enfermedades poder contar con un tratamiento para ellas.

En definitiva, la calidad de vida se identificaría con ser autosuficientes, poder realizar actividades, sociabilizarse y contar con una buena salud que les posibilite realizar todo esto , ser independientes y tener una vida adecuada a sus necesidades.

Pero para mantener una calidad de vida razonable es necesario realizar algunas actividades y llevar a cabo algunos hábitos que nos permitirán mantener esta calidad de vida por mucho tiempo. Algunos de ellos son:

 

Realizar ejercicio: mantenerse activo es una de las claves que te permitirá disfrutar de una buena calidad de vida. Caminar durante unos 40 minutos aproximadamente varios días a la semana es una de las formas más sencillas y efectivas de realizar ejercicio. También se puede optar por la posibilidad de apuntarte a algún taller o clases de gimnasia adaptadas a las necesidades personales.

 

Socializarse: realizar actividades que permitan relacionarse con otras personas beneficiara tanto a tu salud física como mental. Se puede aprovechar la caminata diaria para realizarla con amigos, celebrar algún acontecimiento o evento, o apuntarse a algún club sobre alguna temática apasionante. En definitiva compartir momentos agradables con otras personas que hagan vivir experiencias nuevas, sentirse cómodo y sobre todo activo.

 

Dieta saludable: Comer sano es muy importante ya que con el paso de los años el sistema digestivo se deteriora y sufre lesiones.  Este habito no solo debe tenerse en cuenta en la vejez si no que debe ser algo que debemos tener presente a lo largo de toda la vida. Es el momento de consumir alimentos ricos en antioxidantes, omega 3, vitaminas… que permitirán ralentizar el envejecimiento, tener una buena salud y mantenerse fuerte.

 

Hacer cosas nuevas y ser independiente: deben realizarse cosas que permitan sentirse útil, lo que aumentara la autoestima y la salud mental. Después de la jubilación se dispone de más tiempo libre que no debe desaprovecharse, es el momento de apuntarse a aquellas actividades relacionadas con los hobbies de cada uno que permitirán disfrutar del tiempo de ocio. En el caso de tener alguna dificultad en la movilidad es importante adaptar el  hogar a esta nueva circunstancia, puesto que dentro de las propias posibilidades de cada uno se mantendrá la independencia y la propia autonomía.